Ir al inicio
Quiénes somos y contactos


¡Cachorros pone fin a la maldición! son los nuevos campeones de la Serie Mundial #Beisbol


La amarga espera de 108 años se acabó, Cachorros de Chicago festejó en Cleveland en un escenario cargado de drama de principio a fin, con entradas extras incluidas.
Los Cachorros derrotaron a los Indios 8-7 en el séptimo y decisivo encuentro para obtener su tercer cetro de Serie Mundial además de emular la hazaña de los Reales de Kansas City en 1985 cuando regresaron de un déficit 1-3, y siendo el sexto conjunto que lo hace en la historia.
En el primer turno del juego, Dexter Fowler abrió la pizarra en favor de Chicago con su segundo vuelacercas de la postemporada avisando las intenciones de su equipo de salir a buscar el título desde el primer respiro.
Corey Kluber se ajustó después del golpe inicial, y los Indios consiguieron igualar las acciones en el cierre del tercer inning con sencillo de Carlos Santana y Coco Crisp pisaban el plato.
Sin embargo, Cachorros reaccionó de inmediato. Los oseznos se pusieron al frente de la pizarra nuevamente con par de rayitas en la cuarta entrada, producto de un elevado sacrificio de Addison Rusell y Kris Bryant llegaba al plato. Posteriormente, el venezolano Willson Contreras lanzó torpedo contra la pared, anotándose un doble y remolcando a Ben Zobrist.
Un capítulo más tarde, llegaron dos rayitas más para Chicago: jonrón solitario de Javier Báez en la apertura del quinto tramo. Después, un magnífico corrido de bases de Bryant desde la inicial propició la quinta carrera aprovechando una buena conexión de Anthony Rizzo.
Joe Maddon le dio entradas a Jon Lester tras 4.2 innings de trabajo del abridor Kyle Hendricks, y con él, al careta David Ross en lugar de Contreras.
El comienzo del tándem Lester-Ross fue titubeante, con Santana en primera admitió hit de Kipnis y posteriormente con Francisco Lindor consumiendo turno, el zurdo estrelló su lanzamiento contra la careta de Ross. Con el wild pitch anotaban Santana y Kipnis para que la “tribu” se metiera en el juego otra vez con la pizarra 5-3.
Como si de una acción poética se tratara, acto seguido David Ross enmendó en parte su error anterior al disparar un garrotazo solitario –el tercero de su equipo-, el último de su carrera en su temporada de retiro, dejando con ventaja 6-3 a los Cachorros.
Pero la entrada de Aroldis Chapman en el octavo inning reanimó a la "tribu". Brandon Guyer le conectó doble productor y anotaba José Ramírez, acto seguido Rajai Davis despachó estacazo de dos carreras para igualar el juego y decir que los Indios no se rinden.
Prolongación y más drama
El juego se extendió a las entradas extras, y debió ser demorado por la lluvia que se hizo presente en Cleveland. Tras la reanudación, Cachorros se recuperó tras perder ventaja de tres carreras.
Con dos hombres en circulación, Ben Zobrist disparó línea por la raya de tercera, adjudicándose un doble productor para que anotara el corredor emergente Albert Almora Jr. en la décima entrada.
Acto seguido, el venezolano Miguel Montero aportó en el momento justo conectando un imparable con las bases llenas, que enviaba a Anthony Rizzo y daba colchón de dos carreras a los oseznos. Primer y único hit del criollo en el clásico de otoño (4-1).
Carl Edwards Jr. asumió la responsabilidad de cerrar el juego, y después de sacar dos outs se complicó para Rajai Davis conectara sencillo remolcador y ponía a los Indios otra vez cerca.
Finalmente, Joe Maddon le dio la bola a Mike Montgomery que dominó a Michael Martínez con roletazo por tercera, perfectamente controlado por un sonriente Bryant para sellar el último out y escribir una nueva historia para el campeón de la Liga Nacional, de la División Central y club con mejor récord en todas las grandes ligas durante la zafra 2016 (103G - 58P), en una oda a la lógica, los Cachorros de Chicago, son los campeones Mundiales.


Carlos Eloy Escalona | @cescalona_